Las emociones de un invierno alicaido

Por Giuseppe Caridi

Que el invierno 2006-2007 haya sido templado, tibio y moderadamente frío en toda la península itálica está fuera de discusión, aunque no hanfaltado algunos fenómenos interesantes que han causado nevadas en los Apeninos del sur de Italia, episodios de tiempo mal tiempo, incluso violento, y lluvia abundante.
Así que todos los meteo-apasionados del centro-sur, entre vientos, marejadas, tormentas y granizo, se han lanzado a la búsqueda de aquellas emociones que este invierno no parecía tener intención de ofrecernos.
El 2 de enero graniza en Sicilia con 4º C a nivel del mar en el bajo Reggino Tirrenico, lugar mitológico recorrido por Ulises en La Odisea y por Eneas en La Eneida.

Foto 1.-Esta foto está tomada ese día en Escila (Scilla), famosa localidad turística veraniega, durante un aguacero de granizo. La región se vio golpeada por violentos temporales que llevaron la nieve hasta el Aspromonte.




Foto 2.-

El día siguiente, 3 de enero, los exuberantes bosques del macizo montano de la provincia de Reggio Calabria, aparecieron cubiertos de nieve. En la foto, unos álamos emblanquecidos por la nieve.



Foto 3.-

En la madrugada del 8 de enero, con la llegada del anticiclón y del sol, el volcán Etna se nos muestra, al amanecer, cubierto de nieve desde los 1.300 m., en un espectáculo emocionante.



Foto 4.-
El mes de febrero resultó un mes de abundantes lluvias, repleto de fenómenos meteorológicos muy interesantes. El más destacado lo constituye la violenta marejada del 13 de febrero en Sicilia, cuando el mar sobrepasó la fuerza 7 con olas hasta los 8 metros, que destruyeron todo lo que encontraron en su camino. En la foto se aprecia la salinidad presente en el ambiente



Foto 5.-
Aquel día, por causa del poniente muy intenso, todo el bajo Tirreno se vio envuelto en una violenta borrasca. La foto es del 13 febrero,en Scilla, durante una marejada.




Foto 6.-
Foto efectuada el 13 febrero en la Costa Viola con el mar embravecido.